Que el tenis fue uno de los deportes que más sufrió la pandemia de Covid-19 en todo el mundo, es algo evidente. Por varios meses muchos torneos tuvieron que suspenderse o, directamente, cancelarse, como el caso de Wimbledon, cuya edición de 2020 no se jugó, algo que no ocurría desde la Segunda Guerra Mundial.

Por eso mismo, la ATP modificó el sistema de cálculo de puntos de cada tenista para hacer el ranking mundial, para no perjudicar a los jugadores que no pudieran viajar por las restricciones o sufrieran problemas de salud.

Además, se congelaron algunos puntos de torneos que no se jugaron y, para 2021, todavía se tienen en cuenta puntos logrados en 2019. Incluso, muchos tenistas vieron su lugar en el ranking congelado y sin modificaciones, para que pudieran estar en torneos luego de una larga inactividad.

Por eso mismo, la cuenta de Twitter @JeuSetMaths realizó el cálculo de los puntos de la forma habitual y anunció cómo sería el ranking actual, si no hubiera habido ninguna modificación por el parate del circuito tenístico. Y los resultados son sorprendentes.

🗣️ A quoi pourrait ressembler le classement ATP sans gel de points ? Quels sont les joueurs les plus avantagés par ce système ? A l'inverse, quels sont les joueurs les plus lésés par ce dernier ?

Medvedev habría accedido al trono con su reciente victoria en el US Open, que le reportó 2.000 puntos. Por lo tanto, debería tener 9.015 puntos (ahora tiene 10.780) y Djokovic, 8.860 (ahora son 12.133), lo que implicaría que el ruso sería el actual número uno, mientras que el serbio sería el dos del ranking.

Otro beneficiado sería el alemán Alexander Zverev, que debido a su medalla de oro en Tokio y su triunfo en el Masters de Cincinnati,escalaría al tercer lugar del ranking, mientras que el griego Stefanos Tsitsipas caería al cuarto.

Por último, tenis como Roger Federer, que han tenido poca participación, sufrirían una caída asombrosa en el ordenamiento. El suizo, actualmente noveno, descendería hasta el puesto 75, mientras que Dominic Thiem (hoy octavo), caería hasta el 19. Tenistas como Nick Kyrgios o Milos Raonic, que hace meses que no juegan, hubieran salido del Top 100.