En un desastroso evento ocurrido en el Circuito de Spa-Francorchamps, en el Gran Premio de Bélgica, el piloto belga-neerlandés, Max Verstappen, fue declarado como ganador. Sin embargo, esta no es la historia que más resaltó en la mañana de hoy.

La lluvia en la pista de carrera fue la protagonista de este evento. Con más de tres horas de atraso, los conductores, espectadores de la carrera, y la carrera en sí, se vio paralizada, y no se sabía si se podría competir. Tres horas y 17 minutosdespués de la hora prevista, se iniciaron dos vueltas de prueba detrás del coche de seguridad, que cerró la clasificación final, y el Top 10 de los competidores se llevaron la mitad de los puntos, según comunicó la Fórmula 1. Por tanto, éstos fueron los primeros 3 en cruzar la meta: Verstappen ganador, Russell segundo y Hamilton tercero.

Esto ocasionó un enfado por parte de los pilotos, así como del público que estuvo presente en la competencia. El piloto Lewis Hamilton fue uno de los que más expresó su descontento con lo sucedido:

Bueno, el dinero manda. Dimos dos vueltas para completar la carrera, todo pensando en el dinero, de esta forma todos reciben su dinero y creo que los aficionados deberían recuperar el suyo también, porque desafortunadamente no pudieron ver la carrera que vinieron a ver y por la que pagaron.

Con los 12.5 puntos obtenidos por Verstappen, éste sólo se encuentra a 3 puntos por detrás de su mayor rival, Hamilton, en el ranking de la Fórmula 1.