Nadie puede negar que lo de Marileidy Paulino es historia pura. La ganadora de dos medallas plateadas en Tokio 2020 entró en las páginas doradas del olimpismo nacional al convertirse en la primera mujer en ganar una medalla olímpica (junto con Anabel Medina) y luego en ser la primera en ganarla de forma individual. Pero va por más.

Ya en el país luego de la hazaña, comenzó la preparación para la cita dentro de tres años en la capital francesa. No sólo prometió utilizar el dinero del premio que recibió por parte del Gobierno en una fundación para familias carenciadas, sino que también hizo la promesa de luchar por el oro en París 2024.

"Lo voy a decir ahora, el oro en el 2024. Si Dios me lo permite y me da salud y vida grandes cosas podrían esperar de mí", declaró a la prensa tras desfilar en el homenaje a los medallistas olímpicos por las calles dominicanas.

La atleta correrá nuevamente en la Diamond League que se celebrará en Europa a finales de este mes, aunque todavía no tiene fecha de partida. Pero la preparación no frena, ya que Marileidy resaltó que para asegurar ese triunfo para Dominicana debe mejorar algunos detalles como su técnica, seguir en buena salud y peso, buena alimentación y mantenerse enfocada.

Para eso será clave que continúe la inversión el apoyo que recibieron los atletas en este ciclo olímpico y que no disminuya nada de lo aportado de cara a París: “Para poder correr 400 metros hay que tomarle amor, porque mucha gente dice que 400 es el peor evento que hay en el atletismo, por lo tantose necesita una gran preparación para lograr el mejor resultado. No se puede dar ninguna ventaja a este nivel”.