El wrestling ha vuelto a ser salpicado por un hecho desagradable sobre el ring. El luchador Hannibal atacó brutalmente con un arma al árbitro Lando Deltoro durante un evento independiente el pasado sábado en Texas. Según observaon los asistentes, Devon Nicholson (nombre real del luchador) usó un arma punzante que causó heridas a la víctima. Debido a la naturaleza de la noticia, advertimos al lector de algunas imágenes que podrían herir su sensibilidad.

El 11 de diciembre, la promotora World Class Pro Wrestling celebró el evento Christmas Star Wars en Irving, Texas. Tras un combate, Hannibal entró al ring con un objeto punzante y comenzó a atacar al árbitro. Tras la agresión, Deltoro estuvo sangrando abundantemente, ya que le dañó una arteria. Al poco llegaron los servicios de emergencia, que trasladaron al árbitro al hospital mientras que la policía tomó declaraciones a los asistentes.

Por supuesto, las reacciones no se han hecho esperar y la acción ha sido condenada tanto por los fans como por periodistas y otros luchadores. El promotor del evento, Jerry Bostic, ha indicado que no volverá a contar con el luchador.

"Lo que ocurrió anoche no debe ocurrir en el wrestling, nunca. O en ningún contexto, para ser exactos. Alguien entró en el negocio y fue demasiado lejos y podría haber muerto una persona. Lo primero, no sabía lo que iba a pasar en la lucha y, siendo honesto, no soy fan del wrestling hardcore y creí que eso se respetaría, es mi culpa por confiar, número uno. Número dos, Devon ha demostrado que no podemos confiar en él. Nunca creí que me encontraría en una situación así en el wrestling. Especialmente con mi producto. Si has venido a mis eventos en estos 15 años sabrás que nunca se ha visto algo así, punto. Y nunca más se volverá a ver. Haremos todo lo posible para que no suceda y el primer paso es no volver a trabajar con The Bloodhunter o Hannibal".

En Reddit, un usuario llamado Colbafone dice que era el árbitro de ese combate. En un post indica que Nicholson se veía mal antes del incidente. También revela que, a pesar de que el dueño no quería a un árbitro sangrando, Nicholson y Kevin Sullivan (su manager) planearon el momento, con el árbitro estando de acuerdo con el "bleeding". Sin embargo, antes del combate no se veía al luchador, demorándose la pelea. Cuando apareció, el usuario indica que se le veía en muy mal estado.

Se lo contó a Carlito (su rival) para que terminara el combate lo más rápido que pudiera. Tras la pelea, otro luchador entró y atacó al portorriqueño. Después de un brawl, Deltoro llegó y Nicholson le atacó para hacerle sangrar. Pero al ver que el árbitro no sangraba, le ahogó para dejarle inconsciente y le atacó con más fuerza. También dice que, cuando la policía hizo acto de presencia, Sullivan le dijo que tenía que mantener el kayfabe delante de ellos y que Jacob Fatu se encaró con Nicholson.

En una actualización que hizo en su Facebook, Deltoro ha indicado que se encuentra bien. Tras un corte de pelo y varios puntos, tan sólo necesita descansar. También se ha inidicado una campaña de GoFundMe para sus gastos médicos.

Devon Nicholson, más conocido como Hannibal, es luchador profesional desde el año 2001. Pese a haber trabajado a nivel independiente, ha tenido algunos combates con WWE. En 2009 le ofrecieron un contrato, pero retiraron la oferta cuando, tras unas pruebas médicas, descubrieron que tenía Hepatitis C.

Nicholson demandó a la leyenda Abdullah the Butcher por haberle contagiado la enfermedad, un hecho por el cual otros luchadores han recriminado a Abdullah. Devon se curó de la enfermedad a posteriori. También tiene un canal en YouTube, The Hannibal TV, donde realiza entrevistas y posee 306.000 suscriptores.