Aaron Rodgers y Tom Brady no estarán presentes en las Finales de Conferencia de la NFL por primera vez en 12 años. Tanto los Green Bay Packers como los Tampa Bay Buccaneers fueron eliminados en la Ronda Divisional de los Playoffs de la NFL.

A pesar del monumental esfuerzo que realizaron estos colosos durante la temporada regular, los dos "12" se quedaron fuera debido a un gol de campo en Tampa y Green Bay, respectivamente, lo que los deja afuera de forma temprana en una temporada que los tenía como claros favoritos a quedarse con el anillo de campeón.

Por un lado, Aaron Rodgers y los Green Bay Packers protagonizaron la que es considerada como "la mayor decepción" de la temporada al caer ante los San Francisco 49ers en Lambeu Field. El equipo californiano logró dar la campanada ante el sembrado número uno de la Conferencia Nacional con una victoria por 13-10

Mientras que del otro lado de la moneda, el que es considerado por muchos como el "mejor jugador de la historia", Tom Brady, logró empatar en los minutos finales un juego que perdía 3-27 ante los L.A. Rams. Sin embargo, la última serie ofensiva de Matthew Stafford le brindó a Matt Gay la oportunidad cerrar el partido gracias a un gol de campo que dejó afuera a Tampa Bay.

De esta forma, los Juegos de Campeonato de la AFC y NFC no tendrán a ninguno de los quarterbacks presentes por primera vez desde el 2009. En ese año, ambos quedaron eliminados en la Ronda de Comodines con Rodgers perdiendo frente a los Arizona Cardinals y Brady, entonces con los New England Patriots, se despidió con una derrota frente a los Baltimore Ravens.

Esta temprana eliminación de ambos abre el interrogante sobre si se los verá a Rodgers y Brady en la próxima temporada, dado que ya tienen 38 y 44 años respectivamente. El de Green Bay seguramente quiera estar, dado que los Packers son un equipo fuerte que puede aspirar al título. Brady, en cambio, ya tendría 45 años y, si bien tiene talento de sobra, habrá que ver si su físico aguanta.