El exjugador de los Yankees de Nueva york, Alex Rodríguez, no para de ser noticia en estas últimas semanas. Recientemente invirtió en los Minnesota Timberwolves en asociación con el multimillonario Marc Lore una cantidad que según distintas fuentes ronda los 1500 millones de dólares. Sin embargo, no parece querer quedarse allí y ya realizó otra importante apuesta dentro del mundo de los deportes profesionales.

A-Rod decidió poner su punto de mira en la Professional Fighters League, mejor conocida por sus siglas PFL, una organización dedicada a la organización de eventos de artes marciales mixtas similar a la UFC, empresa con la que de hecho, planea competir en un futuro.

Junto a la firma de inversión de medios Waverley Capital el otrora jonronero de los Bombarderos sirvió primero como financiador de la empresa aportando unos 30 millones de dólares y ahora, tendrá un lugar dentro de su directiva.

No es nuevo en esto

Esta disciplina no es ajena ni para Rodríguez ni su firma A-Rod Corp., a través de la cual ha realizado varios gimnasios en comunión con la marca UFC. Por esa razón, y debido al éxito que los mismos han tenido, no es de extrañar que el hombre de 46 años quiera seguir apostándole al oficio de los golpes y las patadas.

De hecho, gracias a su apuesta, la PFL aumentó su valor unos 100 millones de dólares. De 400 millones en los que estaba tasada en el 2021, pasó a 500 en este primer semestre de 2022.

Tremendo objetivo

Lo que versionan algunos portales es que el apoyo económico de A-Rod Corp. y Waverley Capital servirá para que esta compañía pueda capturar a varios prospectos interesantes y también una que otra gran figura que la UFC haya dejado en libertad.

Sobre Alex Rodríguez, el fundador y presidente de la PFL, Donn Davis, dijo lo siguiente:

"Alex está construyendo una carrera comercial en los deportes que quiere igualar su carrera en el béisbol. Él es innovador en su enfoque para invertir y construir empresas".