Mientras la temporada 2022 de las Grandes Ligas se va haciendo añeja, la añoranza se apodera más y más de los fanáticos de todo el béisbol, pero en especial de los Cardenales de San Luis. Dos verdaderas leyendas del rey de los deportes dirán adiós al final de este curso y se encuentran disfrutando sus últimos días con uniformes y gorra. Se trata de Yadier Molina y Albert Pujols, quien recientemente afirmó ante los medios que esta sería su última campaña como ligamayorista.

Luego de batear par de cuadrangulares contra los Cerveceros de Milwaukee en la jornada del pasado domingo y de guiar el triunfo de los Pájaros Rojos por pizarra de 6x3, La Máquina expresó ante los medios lo siguiente al ser cuestionado sobre la posibilidad de un regreso en el 2023:

"Donde yo voy a estar en el 2023 es aquí viendo a estos muchachos jugando desde la tribuna. Realmente no pienso en regresar el otro año. Esto es todo para mí, voy a tomarme un pequeño descanso y siento que mi carrera llegó hasta este punto".

No obstante, después del Grand Slam que conectó hoy ante los Rockies de Colorado (el cual significó el jonrón 690 de su trayectoria en MLB) muchos de quienes le aprecian y quieren le manifestaron su deseo de verle un año más en el Big Show.

Momento emotivo

Una masa encabezada por Yadier Molina interrumpió la rueda de prensa del Tío Albert al son del coro "¡Un año más, un año más!" para suplicarle que no cuelgue los spikes todavía y que en caso de no lograrlo este año, persiga el hito de los 700 vuelacercas en el próximo ciclo.

Duele pensarlo

Ver a Pujols dando batazos de vuelta completa a sus 42 años tiene un sabor agridulce. Por un lado se sobreentiende que puede continuar en el béisbol hasta llegar a la séptima centena de bambinazos, pero por otro lado parece que no darán los tiempos para verlo concretar tal hazaña.