El estelar lanzador zurdo de los Dodgers de Los Angeles, Clayton Kershaw, debió abandonar el juego que estaba lanzando contra los Gigantes de San Francisco, la tarde de este jueves, aparentemente al sufrir algún tipo de lesión antes del inicio de la quinta entrada.

El tres veces ganador del Cy Young estaba haciendo sus lanzamientos de calentamiento en ese quinto episodio cuando hizo señas hacia el dugout indicando que algo no andaba bien.

Eso no fue para nada una buena señal. Pero más alarmante aún fue que el propio lanzador abandonó el montículo sin esperar al mánager Dave Roberts o que lo atendiera en la lomita el tráiner del equipo.

A look at Clayton Kershaw taking himself out of the game with an apparent injury

"Es mi espalda", pareció decir Kershaw con un gesto de molestia en su rostro al tráiner, que apenas llegaba al montículo a tratar de atender al lanzador de 34 años.

 

Hasta la hora de redactar esta información, el equipo no había informado la causa oficial de la salida del juego de su as del pitcheo, o la presunta lesión que hubiese sufrido.

Kershaw lanzó cuatro entradas completas y dejó ganando 4-2 el encuentro, en el que aceptó tres hits, dos carreras limpias y ponchó a cuatro adversarios.

Uno de esos imparables fue un cuadrangular con uno en base de JD Davis en el cierre del segundo episodio, el primero con el uniforme de los Gigantes.

El zurdo de los Dodgers -convocado nueve veces al Juego de las Estrellas y Campeón de la Serie Mundial 2020- hizo en total 66 lanzamientos, 45 en la zona de strike. Esta temporada marcha con récord de 7-3 y efectividad de 2.66.