Corría el año de 1950 y el equipo de  polo "Cibao La Pampa" estaba en Londres, Inglaterra. En aquellos días,  los amigos de El Jefe se daban la buena vida y practicaban los deportes de la élite sin más requisitos que ser amigos (y aduladores) de  Rafael Leonidas Trujillo.

CLUB CIBAO LA PAMPA A. Gracida, C. Menditeguy, P. Rubirosa, J. Solórzano

Quiza por eso, el playboy dominicano Porfirio Rubirosa pudo estrecharle la mano a la princesa Isabel. En ese entonces todavía reinaba Jorge VI. ¿Cómo fue esto posible? Pues sencillo.  El club dominicana se encontraba de gira por la capital inglesa y les tocó medirse al equipo Royal English,  liderado por Felipe de Edimburgo, esposo de la futura reina de inglaterra.

La futura Reina siempre fue una amante de los deportes y siempre que tuvo la oportunidad asistió a los juegos de fúbol de su selección y hasta juegos de beisbol en los Estados Unidos.

Así que por la naturaleza del juego de Polo  no fue sólo el casanova dominicano quien le estrechó la mano a la futura monarca  sino también los otros miembros del equipo dominicano. ¡Cosas veredes, Sancho!