Nadie se salva del paso del tiempo y menos un atleta. Para cualquier persona que practique un deporte profesional, lo más duro es dejarlo y afrontar los días siguientes una vez que todo acabó. Esa misma reflexión hace Sebastian Vettel, cuatro veces campeón de Fórmula 1 y uno de los pilotos más destacados de los últimos años que ha confirmado su retiro de las pistas una vez que finalice la actual temporada.

El piloto de Aston Martin declaró a la prensa que no sabe con certeza que será de su futuro e, incluso, llega al punto de temerle a ello. "No sé cómo los otros responden este tipo de preguntas sobre su futuro, pero yo no funciono así, creo que puede ser una forma de protegerme a mí mismo. Siendo sinceros, tengo miedo de lo que está por venir, puede ser un agujero, no sé cómo de profundo será y si podré salir de allí", admitió.

Vettel, que logró el Campeonato Mundial con Red Bull de forma consecutiva en 2010, 2011, 2012 y 2013, también corrió para Ferrari entre 2015 y 2020 para finalmente firmar por Aston Martin el año pasado. El alemán se convirtió en una referencia para muchos pilotos y agradece el apoyo recibido tras su decisión.

"Cuento con mucho apoyo de la gente que ha estado a mi lado durante este camino y seguirán allí intentando ayudarme sobre qué es lo mejor para mí. Esperemos tomar las decisiones correctas en el futuro para progresar y convertirme en una mejor versión de mi mismo en los próximos diez años"

Una de las ofertas que tiene sobre la mesa Vettel es de la misma Fórmula 1, que desea que el piloto siga vinculado con la categoría una vez que cuelgue el caso. Así lo expresó el mismo Stefano Domenicali, máximo responsable de la competición.

"Sebastian siempre estará relacionado con la Fórmula 1, y por supuesto, queremos que esa conexión siga en el futuro. Si quiere formar parte del sistema y nuestros enfoquen encajan, por supuesto que sería bienvenido", expresó. Cabe destacar que Vettel es desde 2010 Director de la Asociación de Pilotos, cargo que ahora ocupa junto a George Russell, Anastasia Fowle y el Presidente Alexander Wurz y varios pilotos ya han declarado que ven con buenos ojos que el alemán continúe en el cargo a pesar de su retiro.