La esposa de Michael Schumacher, Corinna siempre ha manejado muy en silencio sobre las graves secuelas físicas y neurológicas del accidente de esquí sufrido por el 'Kaiser' el 29 de diciembre de 2013 mientras practicaba esquí en Méribel.

Sin embargo en los últimos días han salido a la luz algunas de sus declaraciones al respecto y de como transcurre todo en su día a día junto al piloto alemán.

El próximo 15 de septiembre se estrena en Netflix el documental 'Schumacher' que va a desvelar el estado actual del siete veces campeón mundial de F-1 si hacemos caso de los extractos que están saliendo a la luz este miércoles con declaraciones de su esposa.

A través de imágenes históricas, fotos únicas y grabaciones familiares inéditas, se reconstruye al Schumacher piloto y al Michael marido y padre. Su esposa Corinna y su hijo Mick se sinceran ante una cámara como nunca antes en estos casi ocho años transcurridos.

"Por supuesto que echo de menos a Michael todos los días", dice Corinna Schumacher en el documental. "Pero no soy sólo yo quien lo extraña, los niños, la familia, su padre, todos los que le rodean. Todo el mundo echa de menos a Michael, pero Michael está aquí, diferente, pero está aquí, y eso nos da fuerza, creo", explica Corinna.

Uno de los momentos de mayor impacto de las casi dos horas de documental es cuando Corinna recuerda antes de que sus ojos se bañen en lágrimas que Michael le dijo minutos antes del accidente por teléfono que ''la nieve no estaba en condiciones, que si se iban a Dubái''.

También confirma que él sigue recibiendo tratamiento por sus lesiones: "Estamos juntos. Vivimos juntos en casa, hacemos terapia. Hacemos todo lo que podemos para que Michael mejore y para asegurarnos de que esté cómodo y para que simplemente sienta nuestra familia, nuestro vínculo. Y pase lo que pase, haré todo lo que pueda. Todos lo haremos", se sincera.

"Estamos tratando de seguir como familia de la forma en que a Michael le gustaba y todavía le gusta. Y seguimos adelante con nuestras vidas. 'Lo privado es lo privado', decía siempre. Para mí es muy importante que pueda seguir disfrutando de su vida privada lo máximo posible, Michael siempre nos protegió, ahora nosotros estamos protegiendo a Michael", reveló Corinna de la intimidad de su hogar.

El menor de los dos hijos de los Schumacher, el piloto de F1 Mick Schumacher, describe la tristeza que siente por no poder hablar de su carrera y compartir otras experiencias con su padre. "Desde el accidente estas experiencias familiares] estos momentos que creo que mucha gente tiene con sus padres ya no están presentes, o en menor medida, y en mi opinión eso es un poco injusto", dijo.

"Creo que papá y yo nos entenderíamos de otra manera ahora simplemente porque hablamos un idioma similar, el del automovilismo, y que tendríamos mucho más de qué hablar. Y ahí es donde está mi cabeza la mayor parte del tiempo, pensando que eso sería genial. Lo dejaría todo sólo por eso", reveló Mick.

 Tras ser operado de sus lesiones cerebrales, Michael Schumacher regresó a la casa familiar en Suiza en septiembre de 2014, momento en el que se dijo que ya no estaba en coma. No se le ha visto en público desde entonces y la familia Schumacher ha guardado un profundo silencio sobre su estado durante este tiempo.

Toda la información que ha salido a flote han sido rumores, los más graves fueron desmentidos por su jefa de prensa Sabine Kehm y en contadas ocasiones, además de contados detalles que han compartido Jean Todt, el presidente de la FIA, o Felipe Massa, de los pocos a los que se les ha permitido entrar en el sancta santorum suizo de los Schumacher.

Sin embargo, por primera vez los miembros de la familia Schumacher hablan para los directores Hans-Bruno Kammertöns, Vanessa Nöcker y Michael Wech en este documental de casi dos horas, del accidente y de su vida con él, en una nueva película biográfica, pero la única autorizada por ellos y validada con sus propios testimonios.