Con bateo oportuno y un trabajo impecable del cuerpo de lanzadores, los Leones del Escogido derrotaron 5 por 2 a las Águilas Cibaeñas en el estadio Cibao.

Los escarlatas atacaron en la segunda entrada al abridor Ramón Rossó, a quien le anotaron par de carreras, una por error del intermedista Robel García con corredores en segunda y tercera, y otra con un sencillo remolcador de Jonathan Guzmán al prado izquierdo.

Los melenudos fabricaron una más en el tercero, cuando Francisco Urbáez recibió pelotazo por parte de Rossó, se movió a la intermedia por indiscutible de Albert Pujols al central y llegó a la registradora con otro incogible de Iván Castillo al bosque izquierdo.

La primera vuelta de los aguiluchos llegó en el cuarto inning con un cuadrangular solitario de Orlando Calixte por el prado izquierdo frente a Daryl Thompson. En el octavo, los locales marcaron una más luego de dos outs ante Fernando Rodney.

El pitcheo escogidista se combinó para solo tolerar cinco hits, tres de los cuales los permitió el abridor Thompson, quien salió sin decisión luego de tirar cuatro episodios, de una carrera, una base por bolas y un ponche.

El lanzador ganador fue Penn Murfee (1-1), al presentarse en dos entradas de un hit y tres ponches. La derrota fue para Rossó (0-1), quien permitió tres de las rayitas escodigistas en tres capítulos, aunque solo una fue limpia. El salvamento lo obtuvo Steven Wilson (4) al no tolerar libertades en el noveno.

Por los rojos, Guzmán se fue de 4-2, con triple y anotada; Pujols, de 4-2, con una anotada, y Urbáez, de 4-1, con una empujada y una anotada. Por los santiagueros, Calixte bateó de 4-1, con jonrón, anotada y remolcada, y Juan Lagares, de 4-2, con doble y una anotada.

Luego del partido, los Leones mejoran su marca a 10-11, y los cibaeños se colocan con 11-10.