El draft de reingreso puede ser determinante en las aspiraciones de un equipo en una etapa específica en la Liga Dominicana de Béisbol.

Un buen draft te puede hacer favorito y un mal draft te puede sepultar como equipo. El inicio del fin de los Tigres del Licey comenzó con sus elecciones en el Draft de Nativos e Importados. Sin necesidad de ir al pasado podemos asegurar que es uno de los peores en la historia de la LIDOM.

Los Tigres del Licey eligieron a René Pinto cómo su primer pick, el gran y flamante refuerzo receptor posteó un promedio de bateo de.148 con un OBP de .179 y .259 de SLG. Pinto fue ponchado 9 veces en 8 juegos donde su único aporte fue un jonrón de 2 carreras. Siendo justos no podemos criticar por los resultados, Pinto era una necesidad por su condición de receptor y mostró buen bate en la temporada regular. Sin embargo, nadie iba a elegir a René Pinto en la primera ni en la segunda ronda. Ningún equipo tenía como principal o segunda necesidad a un receptor. Los Tigres se apresuraron tomando a Pinto perdiendo así la oportunidad de elegir a un bateador como Jimmy Paredes que pudo haber marcado diferencia en uno o dos partidos, suficientes para que todavía hoy los Tigres permanecieran con vida.

Peter O'brien allanó el camino a la descalificación de los Tigres al batear .152 en el Round Robin incluyendo un pobre bateo de 13-3 con hombres en posición anotadora. Los Tigres gastaron un pick para elegir a un corredor emergente, Pedro Florimon, que no se robó ninguna base y bateó de 8-1 en la Semifinal.

Lo peor de todo es que a los Tigres le hizo falta un primer bate natural durante todo el Round Robin. Mientras tanto, Engel Beltre brilla en PR donde bateó .319 en la semifinal con Caguas y Rubén Sosa posteó un .370 de OBP con los Cangrejeros de Santurce. Ambos con mejor rendimiento que Obrien este año en la liga. Pero el gran gerente azúl, prefirió al ponchon de O'brien.

Rhiner Cruz relevó a Brandon Lawson en el partido de ayer contra los Gigantes y no pudo cumplir con la tarea de salir del problema en el que el abridor se había metido. Cruz falló cuando más lo necesitó el equipo Azúl. Rhiner fue la 4ta selección de los Tigres cuando mejores opciones habían disponibles como Enny Romero y Josh Lueke.. En sus últimas 5 presentaciones de temporada regular, Cruz solo completó 2 2/3 entradas dónde tuvo WHIP de 6.75. Parece que es sobriino de Audo.

Fuera de Pat Rautolo ningúna selección del Licey funcionó. Ningún importado marcó ninguna diferencia, que por cierto, no importaron un bateador hasta el 10mo juego del Round Robin. Básicamente podemos concluir que Audo Vicente y el gran cambio de gerencia tras 12 partidos fue un poco más de los mismo, un completo y monumental desastre.