Sergio Alcantara firmó por $700,000 en julio de 2012 con los D-Backs de Arizona, fue enviado a la Clase A baja del condado de Kane para abrir la temporada 2015. En 2015, luego de que acertó solo 8 de 71 (.113), los Diamondbacks lo degradaron a una primavera extendida antes de reasignarlo a Hillsboro de temporada corta más adelante en el verano.menos de un año,Sergio Alcántara pasó de ser un jugador cuya carrera parecía retroceder a alguien que abrio los ojos en América Latina.

El campocorto a los 20 años tuvo una sólida actuación para los Tigres del Licey en la Liga Dominicana, encontró un nicho donde brilar en medio de turbulencias con relación a su status con su organización de grandes ligas. Se ganó elogios por su defensa y por defenderse en el plato. "Él era la comidilla de la pelota de invierno", dijo el director de la granja Mike Bell aquel año. "Seguía escuchando de diferentes personas que estaban allí. Deberías haber visto esta obra. Deberías haber visto este turno al bate. Es el líder de este equipo. Solo su presencia marcaba la diferencia en el equipo, lo cual es una locura para un joven de 20 años”.

Se metió en la historia de la emblematica franquicia de los Tigres en su primer año, firmando una de las mejores postemporadas para jugador alguno en la pasada década. Entre Round Robin y Serie Final en la temporada 2016-17, Sergio en 26 partidos, bateó .379 con un porcentaje de embasarse de .427 y un porcentaje de sluging de .448. "El Chipi" conectó 33 hits en esos 26 partidos y remolcó 10 vueltas. Sin embargo, no fue hasta la serie final que se consolidó como un icono del Liceysmo. Alcántara bateó .400 en la final y junto a Cesar Valdez fue el jugador más destacado para ganar la corona 22 de los Tigres del Licey, ante sus archirrrivales Aguilas Cibaeñas. Alcántara anotó 8 carreras y remolcó 5 en aquella historica final, incluyendo el batazo desicivo en el partido #2.

Sergio Alcantara ha ganado tres guantes de oro en la Liga Dominicana, sin embargo luego de su primer año no mostró la misma capacidad ofensiva. Fue un bateador por debajo del promedio en 2017-18 y 2018-19 y se vió reflejado en sus numeros de Ligas Menores. Sin embargo, a partir de alli, comenzó la gran evolución de "El Chipi". Comenzó a adquirir una mayor masa corporal y junto a su acostumbrada disciplina en el plato y buena defensa, logró su sueño de llegar al beisbol de las Grandes Ligas con los Tigres de Detroit. 

Hizo su debut en la MLB con los Tigres de Detroit y jugó 10 partidos en la temporada abreviada. Sin fanáticos en las gradas debido a la pandemia de COVID-19 creó una atmósfera extraña, pero no le importó.

"Mientras tenga la oportunidad, mi meta era y sigue siendo desarrollarme lo mejor que pueda", dijo Alcantara. "Sigue trabajando duro hasta que vea los resultados, los resultados que quiero".

Alcantara siempre se apoya en compañeros de equipo veteranos como Emilio Bonifacio y Sandy Leon.

"Tengo mucha experiencia jugando con veteranos", dijo Alcantara. "Saben cómo puedes mejorar y permanecer. Esos son veteranos que siempre nos dan sugerencias y consejos que nos ayudarán a permanecer y sentirnos mejor, al final de nuestra carrera. Obviamente, aprendo mucho de ellos... Emilio Bonifacio y Sandy Leon fon algunos en los Tigres del Licey que me han dado incontables consejos".

La segunda tarea que ha cumplido Alcantara es crear hábitos saludables en el plato.

"En lo que más me he enfocado es en trabajar en mi bateo y tener rutinas en la jaula", dijo Alcantara, y agregó que está descubriendo más poder dentro de él. "Usamos bates pequeños (en la jaula de bateo para ayudar con los lanzamientos internos), y luego uso mi bate regular para jugar. En este momento, algo que estoy haciendo diferente es terminar mi swing con ambas manos en mi bate, que no es como solía hacerlo".

Algo diferente en Sergio es su  mentalidad cuando camina al plato. "No importa si cometiste un error en el campo jugando a la defensiva. Tienes que tomar un turno al bate. En las mayores, aprendí mucho. Me ayudó a estar más relajado... y traer un plan de bateo cuando voy a batear: tratar de encontrar el lanzamiento que quiero, hacer buenos swings y hacer contacto con la pelota. Además, los ejercicios que hago en la jaula a diario me ayudan a llevar mi cuerpo hacia la pelota, usar el cañón de mi bate y hacer un buen contacto".

Toda la rutina y consejos que comenzo a aplicar en Detroit, le han comenzado a dar frutos en 2021. Sergio fue dejado libre por los Tigres de Detoit pero recibio la oportunidad de sumarse a los Chicago Cuns donde tuvo de .305 AVG, .447 OBP y .451 SLG en Tripla A con los Cubs que le valio para subir al equipo grande donde jugo 89 juegos y conecto 5 jonrones muestra del poder adquirido con los años.

Los frutos de su duro trabajo han beneficiado a los Tigres del Licey esta temorada. Ha sido el mejor jugador de posicion de la gloriosa organización. El Chippi ha bateado .316 con un porcentaje de embasarse de .433 y SLG de .459 con 31 hits en 27 partidos donde ha conectado 6 dobles, 1 triple y dos cuadrangulares, con 19 anotadas y 10 remolcadas.

L0 más destacable es su proporción de boletos por cada ponche recibido. Ha conseguido 21 boletos con tan solo 15 pocnhes. Sin embargo, ningún dato de la gran temporada de Sergio podrá superar lo logrado ayer ante las Aguilas ibaeñas, un palo para la posteridad, de esos que siempre se recuerdan y que quedan grabados en los libros de historia.

El tablazo que nos confirmó a todos que Sergio Alcantara es el mejor pelotero de los Tigres del Licey.