Xavi Hernández entrenador del Barcelona calificó como una "locura" que se juegue el partido contra el Mallorca cuando el club culé tiene más de 18 bajas para disputar el cotejo ante los isleños.

Entre lesionados y jugadores contagiados de covid el alicaído club buscará los tres puntos para los que visten de rojo.

"Creo que era el momento adecuado para suspender el partido, jugarlo adultera la competición. El Mallorca también se han quejado. Hace unos meses se suspendió un partido porque tres jugadores sudamericanos del Sevilla no llegaban para jugar un partido. Tendríamos que apelar al sentido común, porque tenemos 18 bajas", contó en rueda de prensa.
Por su parte, Carlo Ancelotti, director técnico del líder de España, el Real Madrid aseguró ante los medios de comunicación social que los juegos deben disputarse pese a los problemas: "Mientras el protocolo sea así, tenemos que jugar los partidos. Se puede seguir y tenemos que seguir".

Inclusive, el Real Madrid pasó las calamidades de la nueva ola de contagios en la que el propio hijo del técnico italiano sufrió las consecuencias del problema de salud.

"Nosotros también fuimos los afectados contra el Bilbao. Debemos respetar el protocolo", agregó.