Toni Kroos no sólo mantiene su firme intención de retirarse en el Real Madrid, sino que abre la puerta a ampliar el contrato actual que tiene hasta junio de 2023. "Elegí deliberadamente el periodo del contrato cuando lo amplié por última vez, porque entonces tendría 33 años y esa sería una buena edad para pensar en cómo seguir. No necesito darle vueltas", afirmó a la prensa local.

Pero además, piensa en el corto plazo y en la posibilidad de sumar un nuevo título a su vitrina personal en la Supercopa, en la que deberá jugar la semifinal ante Barcelona: "Un derbi es un derbi, siempre es importante, sin importar como llegue cada uno. Y siempre se juega a ganar".

La posibilidad de juntar a Mbappé y Haaland en la delantera del Madrid es una ilusión que comparte el madridismo y también Kroos: "Por la situación de sus contratos y por su calidad son de los jugadores más interesantes del mercado. El Real Madrid siempre lucha por los mejores jugadores y los dos lo son, pero no puedo decir lo que pasará al final porque no soy el presidente. Pero, por supuesto, son dos grandes jugadores, eso es seguro".

Kroos también valor el súper duelo contra el PSG en Champions: "Podría ser fácilmente una semifinal o la final. Vernos en octavos es demasiado pronto, pero sólo espero que lleguemos en buena forma y con la menor cantidad de lesiones posible y estemos listos para la eliminatoria"

En total, el mediocampista de 31 años lleva jugados en la Casa Blanca 340 partidos en los que convirtió 25 goles y otorgó 84 asistencias, siendo uno de los jugadores más constantes de los últimos tiempos. Además, pudo conquistar un total de catorce títulos, siendo diez de ellos internacionales.

 "Todavía me siento plenamente, pero hay que adaptarse al nivel, que el cuerpo acompañe y también debe estar el deseo. Y cuando todo eso esté, nos sentaremos en algún momento a conversar y, si no, todavía tengo contrato hasta 2023", finalizó.