Lionel Messi levantó la tercera Copa del Mundo para Argentina en la historia de los mundiales y lo hizo con un símbolo tradicional de Qatar, que quedará en los libros de los recuerdos.

Antes de que le entregaran el trofeo, el emir de Qatar, Tamim bin Hamad Al Thani, lo vistió con una prenda lujosa del país árabe que lleva el nombre de Bisht, una capa negra semitransparente que solo lo visten las grandes personalidades cataríes.

El Rey de Qatar, la familia real y ministros son algunas de las personas importantes que pueden usar la capa negra con bordados dorados. Tras el Mundial, a la “pulga” recibió ese privilegio para alzar al título, precisamente en el Día Nacional de Catar.

La túnica oscura es elaborada con materiales muy finos, algo que especula sobre un valor monetario muy alto que tendría la prenda y que aumentaría por el solo hecho que la usó Messi en las premiaciones de una Copa del Mundo.

De acuerdo con algunos aficionados, el Bisht tendría un valor de 4500 ryales, que viene siendo la moneda que se utiliza en Qatar, lo que equivale a $1,235 dólares que es el costo más elevado que se proyecta por una prensa similar a la que usó el actual jugador del París Saint-Germain.

Después de perder la final en Brasil 2014 frente a Alemania, Leo y Argentina por fin tuvieron su revancha en Qatar 2022 derrotando a la campeona del mundo, Francia, en tanda de penales. Cabe destacar que, el centrocampista solo utilizó la capa cuando levantó la copa.

Del resto, el capitán de los argentinos se la quitó para celebrar con su afición. El rosarino también se quedó con el Balón de Oro tras registrar siete goles y tres asistencias en siete partidos.

Messi se convirtió en el único jugador en marcar en una Fase de Grupos, octavos, cuartos, semifinales y una final en una misma edición de un Mundial.