¡Se juega! Finalmente la Copa América se disputará en Brasil tras los votos para decidir la realización del certamen o no. El sufragio por el máximo tribunal de Brasil decidió rechazar los recursos que pedían la suspensión de la Copa por la pandemia del covid-19 que deja casi 480.000 muertos.

Seis de los once magistrados del máximo tribunal brasileño, el mínimo requerido, han votado a favor de autorizar el campeonato regional. El inicio será el domingo entre el anfitrión contra Venezuela en el estadio Mané Garrincha de Brasilia.

El presidente Jair Bolsonaro, uno de los líderes más cuestionados por su gestión de la pandemia, aceptó recibir el campeonato tras las bajas de Argentina, por el agravamiento de la situación sanitaria y de Colombia, en medio protestas antigubernamentales que dejan decenas de muertos y heridos.

"Definir, hacer cumplir y controlar los protocolos para que no se tenga una 'copavirus', fuente de nuevas infecciones y transmisión de nuevas cepas", pidió una de las juezas que rechazó los pedidos de suspensión.

El grupo Diageo, que se presenta como líder mundial en bebidas alcohólicas premium, anunció el retiro de "sus acciones de marca en Brasil en el ámbito de patrocinio de la Copa América, debido a la actual situación sanitaria brasileña y en respeto al momento de la pandemia".

"El certamen se realizará bajo un ambiente controlado con pruebas periódicas a los futbolistas y protocolos sanitarios especiales", aseguró el ministro de Salud de Brasil, Marcelo Queiroga. El diputado socialista brasileño Julio Delgado reafirmó esu decisión de recurrir a la Justicia para impedir la realización de la Copa América en el país: ""Bolsonaro expone a todos los jugadores y a su pueblo", expresó. El gobernador de San Pablo, Joao Doria, advirtió que"la prioridad en San Pablo es seguir salvando vidas" y descartó que pueda ser sede de la Copa.

La Copa América organizada por la Conmebol y de la que participan 10 países se jugará entre el 13 de junio y el 10 de julio.