La selección de Países Bajos logró clasificarse a los cuartos de final del Mundial Qatar 2022 en el primer puesto, lo concretaron luego de vencer a los anfitriones 2-0 y en gran parte consiguieron ese objetivo gracias al aporte de una estrella en ascenso, Cody Gakpo.

El joven delantero del PSV Eindhoven anotó por tercera vez en la Copa del Mundo, lo hizo para abrir la cuenta de su equipo, tal como lo había hecho en la victoria frente a Senegal y posteriormente en el empate ante Ecuador.

Su destacada actuación, que lo tiene como uno de los máximos goleadores del torneo hasta ahora, ha significado un incremento exponencial en el valor de mercado, algo que seguramente será bien aprovechado por la dirigencia del PSV.

Pero ese incremento ha sido algo constante en las últimas temporadas. Según los datos del portal web Transfermarkt, el jugador tenía un valor de mercado de 14 millones de euros al iniciar el año 2021, incrementó 22 millones a principios de este año, mientras que luego de finalizada la temporada en mayo, el costo era de 30 millones.

Ese incremento fue gracias a una gran temporada 2021-22, en la que anotó 22 goles y aportó 15 asistencias, actuación que despertó interés en grandes clubes como el Manchester United, Arsenal y Liverpool, sin embargo, no se concretó un acuerdo y fue lo mejor que le pudo pasar al club neerlandés.

En lo que va de la presente temporada, suma la cantidad de 12 anotaciones y 16 asistencias en 23 partidos, de tal forma que su ascenso en el valor de mercado no ha parado y hasta colocarse en 45 millones de euros previo al inicio de Qatar 2022.

 

Si el atacante había despertado el interés de los grandes, su exposición en la vitrina más grande del mundo ya lo puso en la mira de todos, situación que sin lugar a dudas sabrá aprovechar el PSV para negociar una venta que seguramente superará los 80 millones de euros.

Los últimos rumores en el mundo del fútbol hablan de un supuesto interés de clubes como el Real Madrid y Bayern Munich que se unen a los británicos en la competencia para adquirir a una estrella que se revaloriza partido a partido.