A través de los años, el mercado de valores ha sido un espacio físico en el que interactúan compradores y vendedores de diversos productos, luego dichas compras y ventas se han realizado de manera virtual. Aprovechando esto surge una nueva alternativa.

Según Kim Bhasin de Bloomberg, la ex estrella del beisbol de Grandes Ligas Béisbol, Alex Rodríguez y su socio comercial, Marc Lore, están apoyando una nueva compañía llamada Mojo, una aplicación que funciona como un "mercado de valores"donde la mercancía serán los atletas profesionales. A través de dicha aplicación, los fanáticos podrán comprar o vender los jugadores, y su valor será determinado por el rendimiento dentro del campo.

 

 

La idea es que Mojo tenga una interfaz parecida a otras aplicaciones comerciales, por ejemplo, Robinhood, que facilite a los usuarios mover dinero. Mojo ya ha recaudado $75 millones de dólares en fondos, la mayoría proveniente de la firma Thrive Capital de Joshua Kushner y Tiger Global Management, quien también invirtió además de Rodríguez y Lore.

Los fondos obtenidos se utilizarán para contratar ingenieros, científicos de datos e impulsores del mercado, así como en marketing digital.

El director ejecutivo y cofundador de Mojo, Vinit Bharara, dijo que la compañía todavía está haciendo arreglos con las ligas deportivas, las comisiones de juegos y los reguladores.

“Siempre pensé que la idea de un mercado de valores deportivo era el santo grial: la visión podría transformar los deportes y la forma de verlos en general”, dijo Lore.

 

 

Lore anteriormente trabajó con Bharara en un mercado de comercio de deportes llamado ThePit, que fue vendido a Topps por $ 5.7 millones de dólares en 2001. Bharara destacó que, con las nuevas leyes y la legalización del juego, "pueden hacerlo de la manera en que se suponía que debía hacerse". Mojo se lanzará a fines de 2022 y el fútbol será la primera vía de inversión.

 

 

Rodríguez y Lore, quienes compraron una participación del 20% en los Minnesota Timberwolves de la NBA y los Minnesota Lynx de la WNBA por $1.5 mil millones de dólares en abril pasado, no estarán involucrados en las operaciones diarias de la compañía.