El jardinero izquierdo de los Rays  Randy Arozarena se roba  la atención de la postemporada  nueva vez, además del home. Durante la séptima entrada de la victoria de Tampa Bay por 5-0 sobre los Medias Rojas en el Juego 1 de la Serie Divisional de la Liga Americana. Arozarena comenzó tomando un boleto en la entrada para luego llegar a la tercera base con un doble del novato  Wander Franco. Más tarde, durante el turno al bate de Brandon Lowe, Arozarena se robó  el home  para ampliar la ventaja de Tampa Bay.

Se convirtió en el primer jugador en la historia de la postemporada de la MLB en conectar un jonrón y robar a home en el mismo juego.  El nativo de Cuba conectó un jonrón solitario en la quinta entrada.

Arozarena terminó la noche con un hit, dos bases por bolas y tres carreras.

Randy Arozarena lleva hoy de 2-1, con boleto, este cuadrangular, empujada y dos anotadas.

El zurdo de los Rays, Shane McClanahan,  lideró la blanqueada  del club sobre los Medias Rojas, ponchó a tres bateadores y permitió  cinco hits en la misma cantidad de entradas.

Al abridor de los Medias Rojas, Eduardo Rodríguez,  no le fue tan bien contra la ofensiva eléctrica de los Rays, permitiendo dos bases por bolas y  dos carreras con dos hits, mientras que registró  solo un ponche en 1 2/3 entradas.

Para los dominicanos la noche fue muy especial, logrando un hito por primera vez en ese escenario:

Tampa Bay recibe a Boston en el Tropicana Field para el Juego 2 el viernes.