Lo de los Angelinos de Anaheim en este 2022 ha sido una especie de teatro del absurdo, algo burdo y cruel hasta cierto punto; primero fueron como un trueno con Joe Maddon haciendo de tótem sagrado y un equipo que a simple vista lucía potente con su monstruo de tres cabezas en buena forma, Trout Othani y Rendón.

En un primer acto, en el primer tramo fue así y soñaban con Noah Syndergaard como as de rotación, hasta algunos hablaron otra vez de Serie Mundial, como aquella de 2002 pero de pronto, como si de maleficio se tratara, todo se desmoronó y llegó una mala racha que parecía no acabar y terminó pero terminó mal con el propio Maddon despedido y un feo récord negativo de 33-37 al momento de escribir este texto.

Un rompecabezas

De capa caída, de Jekyl a Hyde y viceversa, la transformación fue radical y el nuevo manager Phil Nevin ha tenido que hacer mil artilugios para reparar la dinámica de juego del equipo, a retazos incluso como si de un monstruo legendario se tratara.

Hasta el propio Mike Trout se vio inmerso en uno de sus peores slumps en años y si algo le faltaba al equipo era perder por el resto de la temporada a un hombre como Anthony Rendón.

En este punto toma prominencia la figura de Taylor Ward, quien ha sido uno de los puntos brillantes este año, jugando como jardinero derecho y primer bate habitual.

Taylor Ward hit a HR (11).

The #Angels are down 2-1 in the 3rd. https://t.co/uvUEAAHWMv

La figura

Al momento de escribir este texto, Ward compila para excelente línea ofensiva, 313 de average con 11 jonrones y 28 carreras impulsadas.

En medio de este contexto y después de lo ocurrido con Rendón, desde la franquicia emergieron rumores de que Ward iría a la tercera base.

Resulta que en 2018, el año de su debut en Grandes Ligas, Taylor Ward comenzó como tercera base y jugó en la posición durante toda la temporada y parte de 2019 también.

Pero...

No obstante Ward se ha podido afianzar en los jardines y tal como declaró en días recientes a MLB.com , es donde se siente más cómodo.

Ward enfatizó que sabe es donde puede ayudar más al equipo y el dirigente Phil Nevin apoyó ese criterio.

Nevin aseveró que Ward no se moverá de los jardines y continuará como hombre proa.

La solución

A propósito el gerente general, Perry Minasian aseguró que la solución vendrá desde afuera y por el momento Matt Duffy es el indicado para suplir a Rendón.

Si las cosas salen bien y Phil Nevin logra enrumbar el barco, los Angelinos podrían intentar luchar por un cupo en postemporada y Taylor Ward será protagonista.