El comisionado del béisbol de las Grandes Ligas, Rob Manfred salió en repentina defensa a los dueños de los equipos de la MLB asegurando que es injusto que se le critique los salarios de las ligas menores cuando estos (Las Mayores) han hecho los esfuerzos para tener salarios dignos en las Ligas Menores.

"Rechazo la premisa de la cuestión de que los jugadores de las ligas menores no reciben un salario suficiente para vivir”, dijo Manfred a la Asociación de Escritores de Béisbol de Estados Unidos antes del Juego de Estrellas el pasado martes 19 de julio.

"Creo que hemos logrado avances reales en los últimos años en cuanto a los ingresos de los jugadores de ligas menores, incluso dejando de lado los bonos por firmar que algunos han recibido. Se les provee dónde vivir, que obviamente es otra forma de compensación", añadió

Las Grandes Ligas incrementaron el salario mínimo en el 2021: aumentó el salario de la Clase A de 290 a 500 dólares por semana; en la Doble A de 350 a 500 y en la Triple A de 502 a 700 para la temporada de aproximadamente cinco meses. Los jugadores sólo reciben su paga durante la campaña.

A pesar de ello, los peloteros que están dentro de las sucursales de Ligas Menores deben buscarse el pan de cada día. Es decir, ubicar las comidas, buenos apartamentos y transporte para poder estar activo con cualquier novedad que necesiten dentro de los terrenos de juego.

Los jugadores amateur que residen en Estados Unidos y Canadá escogidos en el draft amateur esta semana recibirán un bono dependiendo de su selección, que los equipos usan como referencia, y va de los 8,8 millones para la primera selección a un poco menos de 150.000 dólares para las últimas selecciones de la décima y última ronda algo que hace hasta los momentos discordante de lo que pueda recibir un jugador fuera de la Unión Americana, reportó una crónica de AP.

MLB asegura que gasta 450 millones de dólares cada año en bonos por firmar en jugadores de primer año. No obstante, no todos los jugadores estampan su rúbrica con millonarios acuerdos.

En noviembre pasado, MLB anunció que todos los equipos tendrían la obligación de proveer una vivienda amueblada, con una cama individual por jugador y no más de dos peloteros por habitación. Los equipos pagan los servicios de la vivienda.

Para poder sustituir en la economía de los Estados Unidos. Algunos jugadores --sobretodo latinoamericanos-- deben buscarse un segundo trabajo para poder acarrear con los gastos y llevar un poco a sus hogares de origen.

"La mayoría de los peloteros de ligas menores tienen un segundo empleo debido a que sus salarios anuales son insuficientes para llegar a final del año", dijo en un comunicado Harry Marino, director ejecutivo de la organización Defensores de Peloteros de Ligas Menores, en respuesta a Manfred. "Decir que el pago a los jugadores de ligas menores es aceptable es insensible y falso".

Según documentos de la demanda presentada el viernes ante una corte federal, MLB acordó pagar 185 millones de dólares para resolver una demanda con peloteros de las menores. MLB aceptó en el acuerdo anular toda prohibición a que los equipos paguen salarios a los jugadores de las menores fuera de la temporada señaló la mencionada agencia de prensa.

De acuerdo con un estimado inicial, alrededor de 23000 jugadores podrían repartirse el dinero: en promedio 5000 y 5500 dólares soltó la AP.