Todo el personal de la MLB, jugadores, gerentes, entrenadores y árbitros, están usando esta noche, miércoles 1 de septiembre, calcomanías de cinta dorada o parches en sus camisetas, así como pulseras doradas en apoyo de la lucha contra el cáncer infantil, es la sexta temporada consecutiva que la liga elige para promover esta causa a través de los jugadores que llevan cintas.

 

Si bien no se menciona en el lanzamiento de MLB, estos artículos especiales utilizados en el juego generalmente se subastan después del juego y las ganancias se destinan a la caridad.

 

Por supuesto, una cinta y una pulsera no son las únicas cosas que la liga está haciendo para ayudar con esto: hay ceremonias previas al juego, primeros lanzamientos, visitas al hospital, los equipos están haciendo donaciones de boletos, suites y fondos para  “Stand Up to Cancer”  y organizaciones locales adicionales.

Además, quince clubes de la MLB han sido seleccionados para recibirStarlight Nintendo Switch Lites con una copia del videojuego RBI Baseball 21 para ser donado a los hospitales de cáncer de niños locales o unidades de atención de cáncer pediátrico de hospitales. Los 15 clubes seleccionados para este programa en 2021 incluyenArizona Diamondbacks, Atlanta Braves, Baltimore Orioles, Boston Red Sox, Chicago Cubs, Detroit Tigers, Houston Astros, Kansas City Royals, Los Ángeles Angels, Los Angeles Dodgers, Miami Marlins, San Francisco. Gigantes, Cardenales de San Luis, Rays de Tampa Bay y Azulejos de Toronto.

 

El Día de Concientización sobre el Cáncer Infantil de MLB, que se lleva a cabo durante el Mes de Concientización sobre el Cáncer Infantil en colaboración con Stand Up To Cáncer (SU2C), combina una demostración visual y ceremonial de apoyo a la causa con un acercamiento a los hospitales locales que tratan a pacientes jóvenes en sus comunidades.

Aproximadamente 15.000 niños menores de 20 años son diagnosticados con cáncer cada año en los Estados Unidos y Major League Baseball no está al margen de tan dura realidad, por eso nueva vez tratará de concientizar no solo a su personal, sino también a los millones fanáticos del beisbol.