El presidente de la comisión contra el dopaje en el deporte de la UNESCO, Marcos Díaz, le hizo un llamado a la Lidom para que finalmente tomara cartas en el asunto.

Además de Diaz,Milton Pinedo ha sido el adalid de la lucha contra el dopaje en el país por más de 30 años. Un ex-selección de voleibol que se hizo doctor especializado en medicina del deporte con varios libros publicados y responsable del exitoso programa antidopaje del COD por más de tres lustros en los que el país no ha perdido una medalla en los laboratorios.

La Liga Venezolana de Béisbol Profesional como la Liga Mexicana del Pacífico tienen sus programas antidopaje menos la Liga Dominicana. Concretado después de que en agosto del 2012 se realizara un cambio en el acuerdo colectivo entre peloteros y dueños (CBA por sus siglas en inglés) que no exigía a las ligas invernales vetar a los peloteros que jueguen en sus respectivas ligas invernales.

Aunque sea una opinión impopular, a los jugadores debe permitírseles jugar, sino seria castigarlos doblemente. Tal y como manifestó Timoniel Pérez en su momento  "si se(le) impide jugar aquí también, me están mandando al retiro y por eso sometimos este recurso para que se me permita jugar”.

Es poco probable que un pelotero que se pierda 50 encuentros en las Mayores pueda obtener firma sin exhibirse en la vitrina invernal. Peor aún, si el jugador en cuestión es un pelotero veterano que probablemente su única fuente de ingresos restantes sea en el béisbol del Caribe.

Antes los jugadores que en el pasado reciente estaban fuera del béisbol organizado y entonces se veían compelidos a pasarse varios meses fuera de acción en vez de mostrar que poseen las condiciones para merecer otra oportunidad.

Los jugadores en las ligas invernales no ganan el suficiente dinero como asegurarse durante todo un año. Quitarle la oportunidad de conseguir un contrato mayor seria atentar contra la estabilidad de su familia.