La temporada 2022 de Paul Goldschmidt está siendo simplemente mágica para el pelotero y podría convertirse en el próximo triplecoronado desde que el venezolano Miguel Cabrera lo ganara en 2012.

El inicialista es el líder ofensivo de los Cardenales de San Luis, que marchan en la primera posición en la División Central de la Liga Nacional y, además, en racha con ocho victorias consecutivas.

"Goldy" es el candidato número uno a ganar el premio Jugador Más Valioso en el viejo circuito y vive un momento explosivo con el madero tras quedarse con el galardón al Mejor de la Semana junto a la leyenda dominicana Albert Pujols.

El veterano descosió las Grandes Ligas en un lapso de seis partidos, dejando un alto average de .542, tres cuadrangulares, 11 carreras impulsadas y un increíble OPS de 1.613. Los pájaros rojos ganaron todos los duelos ante los Rockies de Colorado y Cascabeles de Arizona del 16 al 21 de agosto.

Por si fuera poco, también formó parte de la Mejor Jugada de la semana junto a Nolan Arenado frente a los Dbacks.

Dichas estadísticas afianzaron sus números para seguir como el principal candidato a ganar el MVP en la Nacional y mantener sus aspiraciones por la triple corona.

Rumbo a la Triple Corona

Antes de disputarse la jornada del martes 23 de agosto, Goldschmidt se encuentra como el líder absoluto de los Grandes Ligas en promedio al bate, mientras que se posiciona segundo en los renglones de cuadrangulares y producidas.

El pelotero de 34 años comanda cómodamente la Liga Nacional en promedio al bate por diferencia de 16 puntos con respecto a su más cercano perseguidor que es Freddie Freeman de Los Angeles Dodgers (.321).

Por su parte, en los departamentos de impulsadas y vuelacercas se encuentra muy de cerca de los líderes. En remolcadas está a solo dos rayitas de Pete Alonso de los Mets de Nueva York y a tres bambinazos de igualarse con Kyle Schwarber de los Phillies de Philadelphia.

El primera base de los Cardinals presenta en la vigente temporada .337 de average, 31 cañonazos, 100 carreras fletadas, 34 dobles, 87 anotadas, 146 imparables, .419 en porcentaje de embasado (OBP) y 1.049 en OPS en 115 encuentros disputados.

Goldschmidt cuenta con grandes posibilidades de emular la hazaña conseguida por Miguel Cabrera en el campaña de 2012 y convertirse en apenas el tercer jugador que lo consigue en los últimos 55 años.

Además de eso, Paul sería el primero de la Liga Nacional desde que logró Joe Medwick, juntamente cuando defendía el uniforme de los Cardenales en 1937.