Este fin de semana que pasó, los Yankees de Nueva York se enfrentaron a los Tigres de Detroit desde el viernes hasta el domingo. Como era de esperarse, el equipo de los Bombarderos arrasó a la tropa bengalí y le propinó 3 derrotas más, por marcadores consecutivos de 13x0, 3x0 y 5x4, para de esa manera mantenerse en lo más alto de la División Este de la Liga Americana con un impresionante registro de 39-15.

Sin embargo, hubo un hecho que llamó la atención en redes entre 2 peloteros de ambas franquicias. Concretamente nos referimos a los venezolanos Miguel Cabrera y Gleyber Torres, quienes de manera muy cercana y amena convivieron en los momentos previos al último de los cotejos y hasta hubo un regalo de por medio.

El detalle fue del slugger de los Tigers hacia el jugador de cuadro de los Mulos del Bronx, algo que seguramente este último guardará con mucho cariño, ya que se trata de un artilugio que a la misma vez es una pieza de colección digna de ser enmarcada.

De su puno y letra

Entre tantas cosas que podía obsequiar a Gleyber, Miggy le dio lo que probablemente sea más valioso. El ganador de la Serie Mundial 2003 con los Marlins de Florida (hoy llamados Marlins de Miami) le otorgó a su contraparte un jersey suyo firmado. Pero no solo eso, sino que escribió sobre su mítico dorsal 24 algunos de los hitos más grandes de su carrera deportiva.

Historia pura

Específicamente, dejó plasmadas las hazañas de los 3 mil hits que ha conectado en Grandes Ligas, los 500 jonrones, los premios MVP de los años 2012 y 2013 y por supuesto, lo no menos importante y que no podía faltar: la triple corona de bateo de 2012.

Luego, también está la popular dedicatoria que reza: "Para Gleyber", acompañada de una muy bonita firma en letra clásica y corrida con su nombre.

Pedazo de regalo el que se llevó el joven caraqueño de parte de su ídolo.