Una vieja rencilla parece tener el exgrandeliga dominicano Manny Ramírez con Derek Jeter quién contó que exjugador de los Yankees de Nueva York no habría tenido los mismos números en otra divisa como por ejemplo los Reales de Kansas City.

El nativo de la República Dominicana sacó todo su arsenal a los micrófonos y trató un poco de menospreciar a una de las mejores carreras del béisbol moderno de las Grandes Ligas.

"Tienes que entender esto. Si no has jugado en Boston o Nueva York, no estás en las Grandes Ligas", dijo Ramírez ."Es como si pusieras a Jeter en Kansas City en esos años, era solo un jugador regular",contó el pelotero a la televisora que transmite los partidos de los patirrojos.

Ramírez jugó en la MLB entre las temporadas de 1993 a 2011 teniendo así unas de las mejores carreras en la pelota actual del mejor béisbol del mundo.

En su haber deportivo, contribuyó con Boston para ganar dos anillos de Serie Mundial, uno ante San Luis y el otro contra los Rockies de Colorado, vencidas en el 2004 y 2007 respectivamente.

El nacido hace 50 años agregó que hubo un segundo aire en su carrera deportiva antes de arribar a las Medias Rojas de Boston. El exjardinero de la isla del merengue llegó a la ciudad del este de los Estados Unidos para la campaña de 2001 en la que solo se tardó tres años para ganar una Serie Mundial.

¿Hay un empuje adicional?

"Manny" agregó que las grandes fanaticadas del béisbol en cualquier parte empujan a sus jugadores cuando son clubes realmente grandes.

Es por ello que quizá Ramírez se dejó seducir por sus fanáticos para dejar grandes números.

"Tienes que estar listo. Porque ellos te lo harán saber. Ellos te avisarán cuando no tengas razón. Para ser honesto contigo, cuando estaba en Cleveland (Indios), jugaba y era un buen jugador. Pero cuando llegué a Boston. Mejoré porque los fanáticos te harán saber que no estabas jugando bien. Te empujan", confesó el isleño.

Sin embargo, comparar las declaraciones con un jugador que fácilmente puede estar entre los 20 mejores de la historia con uno que llegó a consumir sustancias prohibidas puede sonar a bromas.

A lo largo de 20 años en Las Mayores, Jeter cerró una carrera de .310 de average, 3465 hits y 2747 juegos jugados unos números grandiosos que son pocos los peloteros que tienen el derecho de "menospreciar" el legado para el nativo de Nueva Jersey.

Obviamente estos registros son bestiales para cualquier pelotero. Bien sea de un club pequeño o un club grande.

En esas 20 temporadas que estuvo Jeter en el show acumuló varios premios personales los cuáles se dividen en 5 bates de plata, 5 guantes de oro, novato del año (1996), MVP de Juego de Estrellas , MVP de Serie Mundial y 5 anillos de campeonato de la MLB.

Todo eso combinado hace ver un poco que las palabras de Ramírez apuntan a una cosa ridículamente innecesaria porque han habido peloteros que han destrozado el béisbol con franquicias inferiores como el panameño Rod Carew o Tony Gwynn Sr. para mencionar algunos que no estuvieron en equipos ganadores ni históricos en la pelota.

Ahora veamos los números, Jeter jamás se perdió o dejó de rendir ante una novena fuerte o inferior. De hecho, ante los Red Sox,  Jeter es el segundo club al cual le ha pegado más indiscutibles con 343 en 283 desafíos para engranar un promedio de .291.

Por su parte, a la novena que menos le bateó fueron los Astros de Houston con tan solo .224, pero estos aún no estaban en la Liga Americana cuando el estaba dando sus últimos bailes en la MLB.

El "Capitán América" jamás tuvo consideración a ser un bateador inferior estando en la ruta. Siempre bateó sobre los .300 puntos de average tanto como en su feudo (.313) como en la calle (.306).

Las palabras de Ramírez sonaron muy innecesarias, Jeter fue la última cara del béisbol, un hombre íntegro y respetado por todos sus compañeros. Por su parte, la de Manny más allá de lo legendario que fue en los playoffs el estigma de haber consumido algo incorrecto hace que esté tachado.

Jeter fue inducido al Salón de la Fama de las Grandes Ligas en el 2020 con un 99.7% de los votos junto a Larry Walker.

La carrera de Jeter habría sido la misma en cualquier divisa que hubiese jugado. Quizás los títulos obtenidos que se logran de manera general o grupal habría sido el único asterisco.

El punto es que Jeter ha sido uno de los mejores profesionales de los Yankees. Fue el capitán de los Bombarderos del Bronx y es un detalle que no todo jugador de pelota tiene el privilegio.