Después de varias temporadas en las que el éxito les ha sido esquivo y que las mieles de la victoria máxima les son negadas desde el 2016, los Leones del Escogido parecen haber decidido tomarle tiempo al tiempo para intentar revertir esta penosa situación. Por esa razón, se han mantenido activos en el mercado luego de terminar la campaña 2021-2022 y ya tienen una noción de lo que será su nómina en el próximo campeonato de la pelota rentada dominicana.

Tan solo hace unos días anunciaron el cambio del utility Joe Dunand (sobrino del otrora slugger de los Yankees de Nueva York, Alex Rodríguez), a quien enviaron a los Tigres del Licey, por nada más y nada menos que Pedro Severino, experimentado receptor que recibieron del conjunto bengalí.

Sin embargo, no se detuvieron allí, ya que hoy anunciaron la contratación de 3 lanzadores más que seguramente harán del cuerpo de pitchers del cuadro escarlata uno de sus puntos más fuertes para la venidera zafra.

Brazos de lujo

Las 3 nuevas firmas del Escogido son los derechos Williams Ramírez y Fernando Pérez, y el zurdo Sandro Cabrera.

El primero de ellos tiene experiencia en la LIDOM con los uniformes de las Águilas Cibaeñas y las Estrellas Orientales, cuenta con 29 años de edad y en 20 episodios de labor ha dejado efectividad de 2.70 y 29 ponches.

Por su parte, Pérez viene de lanzar con el elenco de los Caimanes de Barranquilla, el cual fue la representación de Colombia en la última Serie del Caribe en la que al final resultaron ser los flamantes vencedores de la justa. En este evento dejó su sello con una actuación memorable en la cual tiró contra el elenco de la República Dominicana 5.1 innings, tolerando apenas 4 imparables y 1 rayita, al tiempo que propinó 4 chocolates y solo concedió 1 boleto.

En el caso del hábil de mano izquierda, es decir, Cabrera, se trata de un serpentinero que actualmente se halla defendiendo los colores de los Washington WildThings en la Frontier League estadounidense. Posee foja de 2-1, con promedio de pitcheo de 3.48 y 27 rivales abanicados en 31 capítulos trabajados.