Este miércoles los fanáticos de los Cardenales de San Luis vivirán un gran momento, cuando tres meses después de su abrupta salida de los campos de entrenamientos primaverales, el derecho Jack Flaherty vuelva a subir al montículo en Las Mayores.

En teoría, tal como refiere John Denton de MLB.com, Flaherty debería tener otra salida más de rehabilitación para cumplir su plan de acondicionamiento, pero este domingo estuvo inmenso, con seis ponches y solo un hit en su labor con Memphis en triple A.

Jack Flaherty will start for the #STLCards on Wednesday.

El día D

En este punto, el manager de los pájaros rojos, Oliver Mármol aseveró que tomó la decisión de situarlo frente a los Piratas de Pittsburgh, cumpliendo el mismo volumen de carga, unos 60 lanzamientos.

El lanzador les comentó a los medios que se sentía bien, mejor que en sus dos últimas campañas incluso, cuando fue el hombre del Dia Inaugural con los Cards y en ese sentido poder volver a la grama de un estadio en Grandes Ligas tratando de retomar el hilo de la acción por donde lo dejó en 2021, sería algo genial.

El precedente

Flaherty registró en la pasada campaña un récord de 8-1 antes de tener que salir por una lesión en su hombro y justo cuando se aprestaba a comenzar su preparación para la temporada actual se resintió la lesión que le ha impedido debutar con los Cards.

La gente en Busch Stadium lo quiere ver y su regreso sucede en el mejor momento posible, con Miles Mikolas tirando un juego sin hits hasta el noveno inning y Adam Wainwright sumando éxitos, con toda su veteranía a cuestas.

El contexto

De igual modo, Flaherty regresa con los Cardenales siendo primeros en su división, con un Paul Goldschmidt en pleno estado de forma, pensando en el premio MVP y un tótem sagrado como Albert Pujols inculcándoles ese espíritu ganador a la plantilla.

Se trata del hombre que se erigió como as de la rotación y que dirigente Oli Mármol pueda contar con el en este tramo de la temporada, es mas que una agradable noticia, puede ser incluso el comienzo de todo.

En línea generales, Flaherty cerró la temporada anterior con marca de 9-2 y una efectividad de 3,22; además de 85 ponches en 78,1 tramos de actuación.

Desde su debut en 2017, ha compilado 32 victorias en 93 juegos, con un promedio de limpias de 3,34.