Los finalistas del premio Hank Aaron fueron anunciados y entre ellos se encuentran cuatro dominicanos que tuvieron temporadas estelares con sus equipos de Grandes Ligas. Se trata de Vladimir Guerrero Jr. y José Ramírez en la liga americana , mientras que Fernando Tatis Jr. y Juan Soto fueron los anunciados por el “ Circuito Viejo ”.

Los otros seleccionados fueron Cedric Mullins (Orioles), Salvador Pérez (Royals), Shohei Ohtani (Angels), Aaron Judge (Yankees) y Matt Olson (Atléticos) en la Liga Americana y en la Liga Nacional completa Freddie Freeman (Bravos)., Nick Castellanos (Rojos), Bryce Harper (Filis), Brandon Crawford (Gigantes) y Paul Goldschmidt (Cardenales).

Particularmente hay un nombre que no está incluido y que luego de una gran temporada ofensiva, en la que encabezó múltiples departamentos entre los antesalistas de la MLB, llama la atención que no haya sido nominado al premio. Se trata de Rafael Devers, tercera base de los Medias Rojas de Boston.

Deversposteo una linea ofensiva de .279 AVG, .352 OBP,  .538 SLG Además, envió 38 jonrones e impulsó 113 carreras.

Todos los nominados superaron a Devers en WRC+ menos Salvador Pérez. Salvador, no fue uno de los mejores bateadores del beisbol. Mas allá de sus 48 cuadrangulares y 121 remolcadas, el receptor venezolano fue un bateador vulnerable y mediocre en la mayoría de los aspectos que un bateador elite debe dominar. Salvador Pérez fue el bateador que hizo mas swing a lanzamientos fuera de la zona, eso provoco que fuera el bateador con peor relación de bases por bolas y ponches de su liga. El 25% de sus apariciones concluyeron en ponches y solo el 4% en bases por bolas. El principal objetivo de un bateador es embasarse y Salvador coloco un porcentaje de embase de .316, el mismo numero que represento el OBP promedio de toda MLB, es decir, en la principal función de un bateador, Salvador fue mediocre.

 

En definitiva, los nominados al premio tienen muchos motivos para ser incluidos, incluso Perez, pero no para ser incluidos por encima de Devers e incluso otro como Marcus Semien y Kyle Tucker. La realidad es que dejar fuera a Rafael Devers después de una temporada tremendamente productiva, parece una ausencia que no tiene explicación.