A lo largo de la vida los cuestionamientos pueden caer bien o mal. Todo es debatible en esta era tecnológica sobretodo en el ámbito deportivo dónde los fanáticos hacen completos análisis de lo que gasta o no cada uno de sus clubes.

Los acuerdos de Manny Machado y Bryce Harper son uno los más grandes de los deportes profesionales en los Estados Unidos una de las primeras economías del globo.

Pero si bien es cierto, es de humanos pensar que tanto dinero por un pelotero no es recomendable porque se puede armar un grupo talentoso en base a los nuevos estudios sabemétricos y no colocar todos los huevos en una canasta.

Pero no todas las teorías de conspiraciones caerán. Bryce Harper y Manny Machado son dos caballos que han podido demostrar con los Filis de Filadelfia y los Padres de San Diego que cada peso o dólar que se invirtieron en ellos valen.

Las firmas de Machado y Harper llegaron en el 2018 en la que nadie esperaba que ambos jugadores estamparan su rúbrica con los clubes que están jugando. Se presumía que el dominicano y el estadounidense estuviesen en divisas más contendoras como los Cardenales de San Luis, Yankees de Nueva York o Medias Rojas de Boston solo para citar un ejemplo.

Desde en ese entonces Machado batea para .280 con 83 jonrones y 261 carreras empujadas algo que quizá se vea poco pero hay que tener en cuenta que llegó a un equipo en plena construcción deportiva que años después se le sumó el torpedero Fernando Tatis Jr.

Harper, por su parte, ya venía demostrar todo en la pelota. Su rendimiento con los Nacionales de Washington era superlativo, ya estaba consagrado como jugador profesional y como estrella de la MLB a tal punto que pudo ser la cara del béisbol junto a Mike Trout pero el de los Angels se lo "comió".

El trato de Manny Machado fue el primero en romper la barrera de los 300 millones de dólares. Al cerrar un acuerdo por 10 temporadas y 30$ millones de billetes verdes por cada una de ellas.

Por su parte, el jardinero, que ahora es bateador designado por sus problemas físicos se amarró por 13 campañas y 330 millones de "verdes".

Esto para cualquier economía hace ver que es una cantidad grosera y que quizá pueda ser el presupuesto de muchos clubes como los Atléticos de Oakland, Rayas de Tampa Bay, Piratas de Pittsburgh entre otros.

El nacido en los Estados Unidos, pero de padres de la República Dominicana ha cobrado cada dólar con gusto. Ya quedó de tercero en las votaciones al Jugador Más Valioso del 2020 y llevó a los Padres de San Diego por primera vez a unos playoffs desde 2006 bien como lo reporta el periodista de CBS Matt Snyder.

El aporte de Machado con los frailes ha sido más allá de lo deportivo. Se ha puesto al equipo al hombro mientras que la estrella, Tatis Jr. está lesionado debido a caerse de una moto en el país quisqueyano.

Inclusive, estos jugadores han tenido fricciones debido a su ímpetu dentro de los terrenos de juego.

En el 2022 Machado está haciendo una carrera digna por llevarse el gallardete del jugador más destacado del viejo circuito. Este totaliza 47 incogibles, .356 de promedio ofensivo y OBP de .438 siendo en estos renglones el líder hasta este miércoles 18 de mayo.

¿Por qué no pensar qué la época de inmadurez se le acabó al dominicano?

Por su parte, Harper, es el mejor jugador de su equipo por largo trecho. Si el no está los Filis de Filadelfia están destinados a ser lo peor de lo peor junto a los Marlins de Miami en la división del Este de la Nacional.

Justamente al estar lastimado en el codo, los campaneros se han visto con problemas luego de sacarlo como jardinero. Pero este no es el caso.

Harper ya demostró que la plata que pagaron por el sí la valió. Ya ganó un MVP (2021) y con sus numeritos de la presente temporada ya hace mella que puede por ir otro sin dudas.

El jugador nacido en Las Vegas puede "aprovechar" las lesiones de Tatis Jr. y del venezolano Ronald Acuña para "sólo" competir con Machado por esa vía.

Actualmente, Harper, ha soltado nueve cañonazos y ha remolcado 27 carreras para decir que está aquí pese a sus inconvenientes.

Esta comparación no se trata del aporte que le han dado a sus franquicias. Sino de lo individual y han dado por el todo para buscar el bien común.

Tanto Machado como Harper demostraron que mucho dinero ha servido para que ellos pongan los números, pero esto es un trabajo colectivo y necesitan compañeros para poder ganar los desafíos.

En su periplo por la ciudad del amor fraternal, Harper ha disparado 92 jonrones y ha empujado a 258 hombres a la caja registradora con un jugoso average con el madero de .283