Freddie Freeman siempre estuvo en planes para los Dodgers, pero nunca se consideró una posibilidad realista, ya que Seager seguía siendo el fichaje más probable. Seager era un jugador con el que los Dodgers estaban familiarizados, y no les haría falta realinear todo su cuadro.

Luego, Seager firmó con los Rangers de Texas en un contrato de diez años y $ 300 millones.

Con Seager fuera de juego, los Dodgers persiguen a Freeman, a pesar de que la mayoría en la industria cree que terminará de nuevo con los Bravos, de una forma u otra.

Los Dodgers están persiguiendo al primera base agente libre Freddie Freeman para reemplazar a Seager como el mejor bateador zurdo en su alineación.

Los Bravos no pueden darse el lujo de perder a Freddie Freeman. Freeman es el corazón y el alma de los campeones defensores de la Serie Mundial, y con Ronald Acuña potencialmente fuera hasta mitad de temporada, tendrá que liderar esta alineación.

Hace apenas dos años, Freeman ganó el MVP de la Liga Nacional. Sigue siendo un talento All-Star y se merece cualquier contrato que se proponga, sea de seis años o no.

Sería irresponsable que Alex Anthopoulos no fuera con todo por retenerlo.

No parece que los Bravos vayan a perder a Freeman, pero se espera que los Dodgers les de un susto en la oficina principal. Los Ángeles ahora necesita un bate zurdo para reemplazar a Seager, y además uno poderoso. Freeman podría encargarse de todo eso de una sola vez.

Este es un equipo de los Dodgers que no tiene miedo de gastar dinero y coquetear con el impuesto al lujo. Y de repente, tienen muchas de las verdes para ir con todo.