Antes del inicio de la temporada regular, los Medias Rojas tuvieron conversaciones de extensión con sus dos principales jugadores, Xander Bogaerts y Rafael Devers. El equipo no llegó a un acuerdo a largo plazo con ninguno de los jugadores, y es posible que no se toque ese tema hasta la temporada baja.

Sabemos que el equipo de los Medias Rojas se caracteriza por ser muy conservador a la hora de ofrecer contratos, siendo el recién otorgado a Trevor Story, el tercero más grande su historia, detrás del concedido a David Price en 2016 y Carl Crawforden 2010.

Jon Heyman del New York Post, dio a conocer los montos ofrecidos a ambos jugadores en sus respectivas conversaciones. Dichos montos provocaron muchas reacciones entre los fanáticos y a su vez no fueron aceptados por los jugadores.

Heyman informa que Boston le ofreció a Bogaerts alrededor de $90 millones de dólares por cuatro temporadas. Bogaerts que firmó un contrato de 120 millones por seis temporadas, está firmado por $20 millones de dólares anuales entre 2023-25, pero puede optar por no participar en los últimos tres años de su contrato al final de esta temporada. Según Heyman, los Medias Rojas se ofrecieron a agregar alrededor de $30 millones en 2026 manteniendo sus salarios durante los próximos tres años.

Bogaerts un tres veces All-Star y de los mejores jugadores de su posición, sabe que no conseguirá un contrato a largo plazo tipo Francisco Lindor y Corey Seager, dado que contaría con 30 años de edad, pero posiblemente está buscando un contrato de seis o sietes años con un considerable valor anual promedio, tomando en cuenta lo conseguido por otros jugadores del cuadro con una edad parecida. La presente temporada es la décima de Bogaerts con la franquicia, acumulando 141 cuadrangulares y 611 remolcadas en 4296 turnos al bate, mientras posee una línea ofensiva de .290/.353/.458.

No olvidemos que la firma de Story es un ‘as bajo la manga’ para Boston en caso de no llegar a un acuerdo con Bogaerts. Story fue campocorto durante toda su carrera con los Rockies, y aunque pasó a la segunda base para mantener a Bogaerts en su posición, los Medias Rojas podrían devolverlo a su antigua posición el próximo año y subir al equipo grande al ex prospecto Jeter Downs o uno de los mejores prospectos de segunda base del juego,Nick Yorke.

En el caso de Devers, según Jeff Passan, los Medias Rojas le ofrecieron una extensión de 200 millones de dólares, la cual fue rechazada. A diferencia de Bogaerts, el equipo contará con Devers en 2023, pues sería agente libre en 2024. Devers viene de una temporada donde ganó su primer Bate de Plata y participó en su primer Juego de Estrellas, después de batear .279/.352/.538 con 38 cuadrangulares y 113 carreras remolcadas.

Segundo cuadrangular de la temporada.

 

El jugador de 25 años juega su sexta temporada con los Medias Rojas de Boston, con quienes acumula 114 jonrones y 374 carreras impulsadas con una línea ofensiva de .280/.338/.512 en 2172 turnos al bate. Devers, quien debutó en las Grandes Ligas cuando tenía 20 años, está en camino de llegar a la agencia libre antes de su campaña de 27 años.

Durante las últimas tres temporadas, registró un OPS+ de 128 y acumuló un estimado de 9.6 victorias por encima del reemplazo, según Baseball-Reference. En torno a Devers, existe la interrogante de que tanto tiempo durara jugando en la antesala, dado que sus métricas defensivas son mediocres, pero este compensa esta deficiencia con su capacidad ofensiva y dada su edad, se espera que siga mejorando.

Ahora bien, según Passan, Devers aspira a un contrato de aproximadamente 300 millones de dólares, pero según Spotrac, página especializada en contratos, el jugador tiene un valor de 255.2 millones de dólares por ocho temporadas, un valor anual promedio de 31.9 millones de dólares, un poco por debajo de las aspiraciones del dominicano.

 

Los Medias Rojas tienen mucha flexibilidad de nómina a largo plazo. Para esta temporada cuentan con una nómina en el rango de 220 millones de dólares. De cara al 2023, si Bogaerts sale de su contrato y no firma con el equipo, los contratos garantizados sumarian aproximadamente 72 millones de dólares (sin contar el arbitraje), reduciéndose ese valor a 57 millones en 2024, con Story y Chris Sale como los únicos gastos significativos ese año. Eso establece algunas decisiones interesantes para la oficina principal en torno a qué jugadores les gustaría construir a largo plazo.

Sabiendo esto, ambos carecen de defensa, son de los mejores en su respectiva posición, pero Devers es más joven que Bogaerts y la apuesta por él sería menos arriesgada. La elección debe ser Devers.

Otra posibilidad es que el equipo logre un acuerdo con ambos y mantengan su dupla intacta por largo tiempo.

Dentro de poco sabremos que sucederá…