Chris Paul regresó en el segundo periodo de la victoria de los Phoenix Suns 99-90 sobre Los Angeles Lakers el domingo, después de sufrir una contusión en el hombro derecho, para darle a los Suns la ventaja 1-0 en su serie.

Con los Suns arriba 11 en el segundo cuarto, LeBron James saltó sobre Paul para un rebote ofensivo, provocando que el veterano base perdiera el equilibrio. Cuando su impulso lo llevó hacia el piso, la cabeza de Paul golpeó contra el brazo derecho de su compañero de equipo Cameron Johnson.

Paul inmediatamente se retorció en el piso de dolor cuando integrantes de los Suns y Lakers lo rodearon después de que Phoenix pidió un tiempo muerto.

James y miembros del personal médico de los Suns lo ayudaron a levantarse. James, amigo de Paul desde la escuela secundaria, le dio un abrazo al guardia antes de que Paul se retirara al vestuario para observación.

Paul regresó poco tiempo después y se encontró con un rugido de la multitud local.

Video Resumen del partido

Deandre Ayton (21+16) y Devin Booker (mejor debut anotador en la historia de los Suns con 34 puntos) lideraron el triunfo de su equipo, donde contaron además con la ayuda de Chris Paul (7+4+8), que dio el susto de la noche al lesionarse en el segundo cuarto.

En una caída fortuita chocó con un compañero y tuvo que abandonar la cancha con un fuerte dolor en el hombro derecho. Al final volvió a jugar en ese mismo cuarto, pero se le vio renqueante y en el tercero se marchó de nuevo a vestuarios.

Los Lakers nunca se encontraron cómodos en el partido, viéndose maniatados por la gran defensa de los Suns, que les superaron en la batalla reboteadora (47-32), y pese a eso Frank Vogel no dio ni un minuto a Marc Gasol. LeBron James (18+7+10 con 6/13 tc) no tuvo su día y Anthony Davis (13+7 y %/16 tc) estuvo desastroso. Andre Drummond (12+9) y Montrezl Harrell (12+3) y Dennis Schröder (14) echaron una mano, pero fue insuficiente.

Los Suns dominaron desde el principio agracias al poderío de Aiton, Booker y Paul (32-25). Mantuvieron el tipo en el segundo acto cuando Paul se lastimó el hombro gracias a un extraordinario Booker que hizo lo que quiso y cuando le dio la gana. En el tercer cuarto su equipo consolidó la ventaja (71-56) con Ayton (18+9) y Booker (20+2+5) desatados.

En el último acto Caruso se activó en defensa, LeBron asumió la responsabilidad en ataque y de su mano los Lakers acortaron la diferencia (86-77), con tángana incluida tras una falta de Chris Paul al agarrar de forma antideportiva a LeBron. Harrell la montó al empujar a Payne para intentar alejarle de Caruso, con quien se había encarado, y que acabó con Payne expulsado.

Paul y Booker mantuvieron la ventaja, aunque Schröder acercó a los Lakers tras un triple (90-83). Pero de nuevo Booker y Ayton, los mejores del partido, pusieron tierra de por medio (97-84). Los Lakers lo intentaron a la desesperada desde el triple, pero fue en vano ante la solidez de los Suns. La mejor noticia para los angelinos, si es que se puede rescatar alguna, es que sólo perdieron por nueve puntos tras un pésimo partido.

El segundo partido de la serie será el martes.