La semana pasada, Adrian Wojnarowski de ESPN, informó que Phil Jackson estaba involucrado en la búsqueda del próximo entrenador en jefe de Los Ángeles después del despido de Frank Vogel.

El reportero Bill Plaschke de Los Angeles Times, quien recientemente tuvo una entrevista individual de una hora con la propietaria de los Lakers, Jeanie Buss, dijo en su participación en el programa radial en The Doug Gottlieb Show:

“Escuché que a Phil le gustaría cambiar a LeBron. Acabo de escuchar eso, pero no tengo nada que lo respalde. No hay material registrado para respaldar eso. Sé que a Phil le gustaría quedarse con Westbrook y tratar de hacer que eso funcione con él”.

En dicha entrevista, Plaschke indicó que Buss, que tiene una relación de mucho tiempo con Jackson, reconoció que su ex novio la está ayudando en el proceso de elegir un nuevo entrenador, como habían informado los medios.

Los Lakers fueron la mayor decepción de la liga con un récord de 33-49, que ni siquiera fue lo suficientemente bueno para calificar para el Play In. Este equipo que causo dudas e intrigas desde que se conformó, tenía en sus filas a futuros miembros del Salón de la Fama como LeBron James, Russell Westbrook, Anthony Davis, Dwight Howard y Carmelo Anthony, pero eso no fue suficiente para acercarse a un récord de .500.

Westbrook no encajaba junto a James porque ambos dominan mucho el balón, y el armador no puede espaciar la cancha de manera consistente con su deficiente tiro exterior. La salud también fue una preocupación ya que James y Davis perdieron tiempo.

Mantener a Westbrook podría ser un movimiento impactante y peor aún si es para salir de James, quien hace solo dos años ayudó a los angelinos a conseguir un título luego de varias temporadas de fracaso. Jackson sugiere conseguir piezas a cambio de James y construir en torno a Davis y Westbrook a corto plazo.

Aunque parezca difícil de creer esta decisión, no es descabellado, tomando en cuenta que Jackson y James no tienen la mejor relación.

LeBron dijo a los periodistas en 2016 que perdió el respeto por Jackson cuando el entonces presidente de los Knicks de Nueva York llamó a sus socios comerciales una "pandilla". Por lo que James podría estar en un equipo diferente al de Los Ángeles Lakers en 2022-23 si el miembro del Salón de la Fama Phil Jackson se sale con la suya.

Aunque su paso por oficinas no ha tenido el resultado esperado, la reputación de Jackson no está en dudas, para muchos es posiblemente el mejor entrenador en la historia de la NBA. Lideró a los Chicago Bulls y Lakers a 11 campeonatos y 13 viajes a las Finales de la NBA mientras dirigía a jugadores legendarios como Michael Jordan, Kobe Bryant, Shaquille O'Neal y Scottie Pippen. Cinco de esos títulos y siete de los viajes a las Finales de la NBA llegaron con la franquicia angelina.