Chicago Bulls, que entró a la jornada igualados con Brooklyn en lo más alto del Este, dieron su primer paso verdaderamente en falso de la temporada. Los de Billy Donovan tuvieron una noche para el olvido, cayendo ante los Indiana Pacers por 109-77 como locales. Una actuación completamente en contraste con lo que viene siendo una 2021-2022 muy positiva para los de Illinois.

Los Bulls tuvieron el "logro" de haberse quedado en 16 puntos o menos en tres de los cuatro parciales: anotaron 16 en el primero, 15 en el tercero y 16 en el último. Si no hubiera sido por las 30 unidades del segundo período, los de Donovan podrían haber terminado con un goleo históricamente bajo para la franquicia.

En todo esto hubo muchísimo mérito de la defensa de los Pacers, especialmente de un Myles Turner que se volvió un verdadero muro cerca del arodio 4 tapones en poco más de 25 minutos en cancha, además de bajar 10 rebotes y anotar 12 puntos.

Además, los otros cuatro titulares de Indiana sumaron en doble dígito: 21 y 11 rebotes para Domantas Sabonis, 16 para Malcolm Brogdon, 14 para Justin Holiday y 12 para Caris LeVert. El dominicano Chris Duarte aportó 9 puntos y 6 rebotes desde la segunda unidad de Carlisle.

Duarte está dosificando sus minutos en cancha luego de una lesión en su hombro que lo hizo perderse dos juegos, pero que aún no le permite estar al cien por ciento y tener un rendimiento superlativo como el que tuvo al comienzo de la temporada cuando era el líder anotador del equipo.

De esta forma, Chicago queda con un registro de 12-6 que lo mantiene en la parte alta del Este, aunque no ya no lidera la Conferencia. Indiana, por su parte, mejoró a 8-11, lo que lo ubica a la espera de una racha de triunfos que lo metan en puestos de playoff.