Que LeBron James tiene un gran compromiso con causas sociales y políticas, mas allá de lo que suceda dentro del campo de juego, es algo que se sabe desde hace mucho. No son pocas las oportunidades en las que el alero cuatro veces campeón de la NBA ha aprovechado su figura para visibilizar problemáticas.

Pero en marzo de este año, luego de los conflictos raciales que acosaron a Estados Unidos y, en los que los jugadores de la NBA fueron uno de los encargados de mantener en la agenda política con mensajes dentro y fuera y de la cancha, hubo alguien que no estuvo de acuerdo.

Zlatan Ibrahimovic no tiene pelos en la lengua a la hora de declarar. Por eso, también tuvo tiempo para refererirse a lo sucedido con LeBron y sus mensajes diciendo: "El racismo y la política son cosas distintas. Los atletas unen al mundo, la política lo divide. Todos son bienvenidos en nuestro ambiente, no importa de dónde vengas y hacemos todo por unir a las personas".

Claramente, los dichos no pasaron desapercibidos para el baloncestista, que respondió aclarando que "me parece gracioso que lo diga él, ya que dijo que en Suecia sufrió discriminación por su apellido", dejando en claro que su opinión es totalmente infundada.

Ahora, con el debut del delantero en la Serie A de Italia, donde volvió a convertir con la camiseta del Milan, Ibrahimovic fue consultado nuevamente por esta cuestión y se encargó de reafirmar su opinión, yendo mas allá.

"Dije que no somos políticos. La política divide a la gente. El fútbol, en mi mundo, une a las personas. Gran diferencia. Los políticos dividen. Si quisiera ser político, haría política. Solo debemos hacer lo que seamos buenos. Los deportes y la política son dos categorías diferentes. Si eres inteligente, lo entenderás". finalizó el sueco.